destinos,  tips de viaje

Dublín: el caldero de oro al final del arcoíris europeo

Una ciudad con tintes europeos y climas británicos; con cerveza y pubs por doquier; aires
vikingos y color verde, esto y mucho más representa a la capital de Irlanda del Sur. Y no, no hay
duendes en Dublin…

Fundada en el año 841 por los Vikingos, esta ciudad es única por donde se la mire. Actualmente es
una de las capitales más importantes del viejo continente. Se destaca por su cultura, educación,
edificación, por su clima y por una mística que envuelve por entero al país de Irlanda del Sur
haciendo eco en su capital, Dublín. A continuación les dejaremos nuestra opinión de la ciudad con
algunos consejos para poder sacarle el máximo provecho a este lugar. Así que ¡Comencemos!
Recordemos que la isla de Irlanda está dividida en dos. Por un lado tenemos Irlanda del Norte que
se encuentra bajo el régimen de la corona, y por el otro lado está Irlanda del Sur que forma parte
de la Unión Europea por lo que la primera observación, un tanto lógica, es que la moneda
corriente de este último es el euro.

Bienvenida a Dublin escrito en idioma Gaélico

Desde el momento cero que arribamos al aeropuerto de Dublín ya empieza a predominar el color
“verde”. Recordemos que la bandera de Irlanda del Sur está compuesta de 3 colores orientados en
franjas verticales, los colores son (de izquierda a derecha) verde, blanco y naranja. Esto tiene un
porqué y es que para empezar el color verde representa a los católicos del país, el color
anaranjado a los protestantes y finalmente la franja blanca simboliza la paz entre ellos.

Como en todo aeropuerto se ofrecen variadas formas de llegar al centro de la ciudad, desde un
taxi hasta un bus. Nosotros, desde pasaporte para 2 recomendamos los buses AirLink. Es la forma
más económica para llegar al centro. Estamos hablando de €11 el ticket de ida y de vuelta. Este
medio de transporte cuenta con la comodidad de una litera donde se podrá colocar las valijas y así
viajar más placenteramente. A su vez estos ómnibus tienen una conexión WIFI que para ser
honestos es muy buena. El desk o escritorio de esta compañía de buses es fácil de reconocer
saliendo de la zona de arribos ya que es muy llamativo su color verde. Puedes optar por comprar
solo el ticket de ida hacia el centro de la ciudad o bien, como ya hemos mencionado, el de ida y
vuelta.

Aeropuerto Internacional de Dublin – Terminal de Airlink

El camino desde el aeropuerto hacia la ciudad es muy ameno para aprovechar a sacar fotos.
Predomina el campo como paisaje a lo largo del trayecto. Una vez que se aproximan al centro de
la ciudad, se darán cuenta fácilmente porque avistarán el río más conocido en el país, el río Liffey
que divide a la ciudad en dos partes, la parte norte y la sur.

La oferta hotelera en esta ciudad abunda con lugares al estilo hostal. En lo personal elegimos
alojarnos en la cadena de Hostels Generator, la misma cadena que está en Londres. Un desayuno
abundante y una habitación privada lo suficientemente cómoda para pasar unas 3 noches. A
demás de contar con una ubicación espléndida (10 minutos al centro caminando) este hostel tiene
un mirador en la terraza que ofrece una vista panorámica de la ciudad envidiable y por la vuelta
del mismo tenemos la destilería de la conocida marca de whiskey Jameson.

Algo a tener en cuenta, Irlanda es un país frío. Sobre todo si deciden viajar en los meses de
invierno. Nosotros emprendimos viaje en diciembre. Si bien no nos nevó si nos tocaron días muy
fríos con picos de -5° C pero hay que sumarle el viento que soplaba y eso nos hacía sufrir más del
clima. Otra consideración es que durante estos meses oscurece más temprano, al punto que ya
son las 5 de la tarde y parece que fuesen las 10 de la noche.

Si vienen a Dublín, déjennos decirles que probar la cerveza Guinness es OBLIGATORIO. Aunque no
sean fanáticos de la “birra” como nosotros, créanme que sí se van a tentar al ver la “pinta” de esa
marca con su espuma al ras del vaso y el vidrio de este todo empañado, eso es algo visualmente
placentero. Cómo habrán notado el nombre de la marca es el mismo que el de los libros de récord,
pues permítannos contarles que son los mismos dueños. Para disfrutar de una buena pinta de
Guinness sepan que abunda la oferta de bares en esta ciudad. Un consejo para los amantes de la
cerveza y el alcohol en general es que hagan el tour de bares, en este recorrido degustarán varios
tipos de cervezas y tragos mientras les cuentan la historia de la familia Guinness, así que alza tu
copa y di Sláinte! (Salud en lenguaje Gaélico).

Si vas a estar pocos días en esta ciudad te recomendamos realizar dos tours. Por un lado el tour
del lado Sur de la ciudad y luego el tour del lado Norte. Ambos recorridos te garantizan un
pantallazo general de Dublín, de su historia, de sus edificios, de la cultura irlandesa, de su
independencia entre otras cosas. El punto de encuentro para tomar estos “Free Tours” es el
“Spire” o mejor conocida como “La Aguja de Dublín”, situada del lado norte de esta ciudad sobre
la avenida O’ Connell, es una estructura altísima en forma de aguja. Por la mañana a eso de las 10
es cuando arranca el tour por el lado sur, en nuestra opinión es el más entretenido ya que aquí
veremos los edificios más importantes y las historias más entretenidas. En esta parte de la ciudad
veremos lugares icónicos como: el Barrio “Temple Bar” y el bar original que le da nombre al barrio;
la universidad de Dublín, una de las más prestigiosas de Europa; el Castillo de Dublín; Catedral de
la Santísima Trinidad de Dublín; entre otros. Por otro lado tenemos el tour por la zona norte de la
ciudad, el mismo está cargado de historia y comienza en la oficina de correos. Aquí se hará
hincapié en la independencia de Irlanda del Sur de la corona británica, el Alzamiento de Pascua; la
cultura gaélica y las principales iglesias que adornan la capital de Irlanda del Sur.

Catedral San Patricio

En definitiva, visitar este lugar es una experiencia única y poco común comparada con el resto de
ciudades. Existen muchas actividades para realizar en esta ciudad y alrededores las cuales iremos
comentando en futuras publicaciones, déjennos saber si les resultó interesante este artículo y muy
pronto subiremos más sobre este destino tan particular.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *